Desde hoy, no se puede girar a la izquierda en la 9 de Julio

La avenida 9 de Julio comenzó hoy un gran cambio para acomodarse a la llegada delMetrobús. Desde esta mañana a las 8, el Gobierno porteño comenzó a aplicar una medida que impide el giro a la izquierda en los cruces con avenidas y calles en el tramo entre Carlos Calvo y Marcelo T. de Alvear. Para poder hacerlo, los vehículos deberán ir exclusivamente por las laterales. Hoy se veían policías controlando y explicando la nueva situación a los automovilistas.

De esa manera, las únicas vías habilitadas para poder girar en ese sentido serán Bernardo de Irigoyen/Carlos Pellegrini, y Cerrito/Lima, que fueron ensanchadas (se les agregó un carril más) para poder absorber los autos que tengan que girar. Este cambio se suma al que ya se implementó, en el mismo sentido, en Córdoba, Belgrano, Avenida de Mayo e Independencia.

Y en las próximas semanas se sumarán Santa Fe, Arenales y Juncal, en las que todavía se podrá girar a la izquierda desde los carriles centrales.

Para apoyar las modificaciones se colocaron carteles en San Juan y Sarandí, San Juan y Colombres, Entre Ríos e Independencia, Belgrano y Virrey Liniers, Belgrano y Salta, Belgrano y Bernardo de Irigoyen, Av. de Mayo y Tacuarí, Rivadavia y Bernardo de Irigoyen y en Corrientes y Libertad. También hay en Córdoba y Carlos Pellegrini, 9 de Julio y Juncal, Libertador y Cerrito, Libertador y Carlos Pellegrini y Santa Fe y Larrea.

La medida apunta a mejorar la circulación y también a que el tránsito sea más fluido. Por eso quedarán, para el tránsito de vehículos particulares y taxis diez carriles libres en el medio y los seis laterales (cada colectora tendrá tres vías más una para detención, carga y descarga). Es el mismo mecanismo que ya funciona en la avenida Juan B. Justo. En el caso de la 9 de Julio, se buscará reducir en un 40% el tiempo de viaje en transporte público.

Según informó la Subsecretaría de Transporte porteña, que está a cargo de Guillermo Dietrich, la llegada del Metrobús también beneficiará a los taxis. “La circulación sobre las laterales va a ser más fluida sin colectivos y también sin combis estacionadas”, explicaron. Lejos de la polémica por los árboles, el plan Metrobús avanza para estar funcionando a pleno en agosto.

Otra novedad es que se instalarán nuevas dársenas de carga y descarga donde hoy se encuentran las paradas de colectivos y en un futuro también se sumará un centro de transferencia de combis para que ya no estacionen sobre la avenida.

Cuando esté habilitado, tendrá tres centros de operación con mayor seguridad vial. El plan prevé que estén ubicadas cerca del Obelisco, en Puerto Madero (Av. Corrientes y Eduardo Madero) y en la Plaza Libertad (Libertad, entre Paraguay y Marcelo T. de Alvear). Y lo último: también habrá nuevos cruces peatonales: ahora, los tramos serán más cortos porque tendrán apoyos intermedios para que ya no haya que atravesar 25 metros sin escala, sino solo 15.

Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*