Boedo: cierre de gomería y metalera con secuestro de más de 11 millones de pesos en mercadería ilegal

 

La Policía de la Ciudad secuestró en las últimas horas más de 11 millones de pesos en mercadería ilegal encontrada en una gomería y una metalera del barrio de Boedo, que terminaron siendo clausuradas por la Agencia Gubernamental de Control (AGC).



Personal de la Superintendencia de Investigaciones del Departamento Contravenciones y Faltas de la Policía de la Ciudad encabezó un procedimiento junto a la Agencia Gubernamental de Control (AGC) en dos comercios ubicados en la Comuna 5 por infracción a la Ley 25.761 de comercialización de autopartes.

Los oficiales se trasladaron hacia la avenida Chiclana al 3300 y al ingresar primero a la gomería, se entrevistaron con el propietario, un hombre de nacionalidad uruguaya y de 63 años, al que se le solicitó la documentación del comercio y los certificados de los elementos exhibidos.

Tras una inspección por las instalaciones, la AGC dispuso la clausura por encontrar cables fuera de su debido lugar, en incumplimiento de la Ley de Autoprotección, y por no tener la habilitación en regla.

Además, los oficiales hallaron 571 cubiertas y 186 llantas de vehículos, elementos que el propietario no pudo justificar su procedencia ni tampoco el certificado de restauración del INTI.

Por otro lado, los efectivos se trasladaron a una metalera lindera, que era atendida por un hombre de 69 años. Allí, se labró un acta por irregularidades en su habilitación y otra por violación de clausura.

En la recorrida por el local, los efectivos encontraron unos 61 artículos de griferías de desconocida procedencia.

Al consultar con la Fiscalía Flagrancia Oeste, a cargo del doctor Maragliano, se dispuso la notificación de los dos encargados de los locales y el secuestro de todos los elementos hallados, con un valor superior en los once millones de pesos.

El dueño de la gomería fue imputado por infracción a la Ley 25.761 (desarmaderos) y el de la metalera por averiguación de ilícito.

 


Be the first to comment

Leave a Reply

Tu dirección de correo no será publicada.


*